miércoles, 17 de marzo de 2010



¿La gran muralla china se puede ver desde el espacio?
No, Yang Liweu, el primer astronauta chino que viajo al espacio, aseguró al volver: “La gran Muralla china no se ve desde ahí arriba”. Desde entonces, se ha dado por hecho que esto no era más que un mito erróneo, hasta que la agencia Europea del Espacio publicó en 2004 unas imágenes que eran, precisamente, e la Gran Muralla tomadas desde el espacio. A los pocos días tuvieron que rectificar, ya que los investigadores chinos describieron que lo que parecía la Muralla no era más que el recorrido de un río que fluye al noreste de Pekín. Tampoco se puede ver desde la Luna.Es corriente escuchar que la Gran Muralla China es visible desde el espacio. Aún hay quienes afirman que es la única construcción artificial vista desde el espacio. O desde la Luna; o desde más allá. El mito tiene algunas variantes.
Sin embargo, la presunta visión de la muralla desde el espacio no escapa a la categoría de rumor infundado; una habladuría que viene de antaño.
Cuando el mito comenzó, en la década de 1930, el hombre no solo estaba a cuarenta años de poner un pie en la Luna, sino que aún faltaban muchos otros para comenzar a esbozar la puesta en órbita del primer satélite artificial; el Sputnik. Algunos cálculos matemáticos podrían haber previsto si algún día el humano gozaría de tal visión desde lo alto, pero en la práctica hubiera sido imposible de comprobar.
Lo cierto es que la Gran Muralla China solo tiene en promedio, unos nueve metros de ancho, lo que la hace tanto o menos visible que muchas estructuras construidas por el ser humano en distintas épocas. Aún más, su pétrea silueta hace que esta comience a confundirse con el color del suelo a solo unas cuantas decenas de miles de metros por sobre la superficie terrestre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada